Cómo enfriar la cerveza rápido

By El regalo de la semana

 enfriar rapidamente la cerveza

El partido a punto de empezar, los invitados tocando a la puerta… ¡y tú sin enfriar cerveza! Además de que se nos eche el tiempo encima a la hora de enfriar la cerveza rápido es muy común que se agoten las bebidas que teníamos en el frigorífico y nos veamos obligados a recurrir a las que están a temperatura ambiente, aunque en verano no sea lo más aconsejable si lo que buscamos es mantener la fiesta o reunión en todo su apogeo, ¿verdad?

Es en esos momentos en los que echamos de menos conocer trucos y consejos sobre cómo enfriar una cerveza rápido sin hacer que nuestros invitados se impacienten y enfurezcan. Por ello, si eres un amante de las fiestas, del zumo de cebada bien fresquito o, simplemente, estás buscando un regalo útil, práctico y original con el que poder mantener bebidas frías sin nevera, a continuación, te damos algunas de las mejores recomendaciones para ello.

Trucos para enfriar la cerveza rápidamente y conservarla fría

Si lo primero que te viene a la mente para sacar el calor a tus bebidas es meterlas únicamente en el congelador, estás muy equivocado. Algunos de nuestros consejos para enfriar rápidamente las bebidas y conservarlas frías son los siguientes:

Cubitera

La cubitera no solo será tu aliado a la hora de enfriar la cerveza rápido, sino también a la hora de conservarla cerca de tus invitados. Te recomendamos que sea una cubitera con asa y abridor de aluminio, perfecta para mantener el frío y para que no se rompa cuando la carguemos de bebidas. Otro truco que no puedes pasar por alto es el de llenar la cubitera de hielo y de sal. La sal, al entrar en contacto con el hielo, bajará la temperatura de tus cervezas hasta conseguir un punto perfecto.

Gel para enfriar

La variante de las tradicionales servilletas de papel mojadas y pegadas en el cristal de las botellas de cerveza es sin duda el gel para enfriar, un invento que nos ayuda a mantener siempre fresca la bebida. Introduce láminas Cubice de gel para congelar en tu nevera y colócalas a tu botellín de cerveza. El resultado está más que asegurado, y lo mejor de todo es que no tendrás que volver a levantarte del sofá.

Acumulador de frío

El acumulador de frío es otra de nuestras apuestas para enfriar y conservar las bebidas. Como si fuera un bloque de hielo, esta pieza está fabricada en forma curva para que las latas mantengan una temperatura gélida. Después de estar durante un par de horas en tu congelador alcanzando su temperatura óptima, el acumulador de frío es perfecto para usarlo dentro o fuera de casa porque cabe en la mayoría de las neveras de mano.

Spray de aire comprimido

Aunque recurramos a cubiteras, gel para enfriar y acumuladores de frío nunca está de más tener a mano otros métodos complementarios o alternativos a los que hemos propuesto que también harán más rápido el proceso de enfriado.

Un truco óptimo y seguro es usar un bote de spray de aire comprimido que solemos tener por casa para limpiar pequeñas piezas o el teclado del ordenador. Al colocar boca abajo el spray conseguimos que el gas, que está a temperatura bajo cero de su interior, alcance la boquilla de forma mucho más fácil y podamos aplicarlo a lo largo de la botella. El resultado es instantáneo.

 

No vuelvas a dejar que la cerveza se caliente durante una de tus reuniones; elige el mejor método para mantener bebidas frías y disfruta de un rato inolvidable con tus invitados sin que se os agüe la fiesta.